Servicio paralelo de soluciones inalámbricas

Servicio paralelo de soluciones inalámbricas

Comunicar con fiabilidad

Coexistencia sin fallos de soluciones inalámbricas en el entorno industrial.

La gran ventaja de la comunicación inalámbrica radica en el uso del espacio libre como medio de transmisión público disponible. Frente a una instalación conectada por cables, de este modo no se generan costes adicionales ni gastos de instalación. Uno se puede mover libremente en el espacio y el medio de transmisión no está sometido a desgaste.

De todos modos, en el caso de este medio de transmisión se trata de un recurso limitado. No está disponible exclusivamente para una aplicación concreta, sino que es utilizado por todas las aplicaciones que generan ondas electromagnéticas. Puesto que en las instalaciones industriales cada vez hay más aplicaciones con comunicación inalámbrica, se precisa un entorno coordinado con estos recursos.

Influencia mutua de aplicaciones inalámbricas

Influencia mutua de aplicaciones inalámbricas  

Influencia mutua de aplicaciones inalámbricas

Mediante el uso común del medio de transmisión, bajo requisitos concretos pueden producirse conflictos y fallos mutuos. Sin embargo, esto solo sucede cuando las señales inalámbricas de dos o más sistemas inalámbricos en un lugar se solapan en la misma frecuencia y al mismo tiempo.

Los efectos en la práctica dependen del modo de trabajo y de la inmunidad a interferencias de las tecnologías inalámbricas implicadas. Además de la tecnología inalámbrica, la planificación inalámbrica determina el solapamiento espacial y dependiente de la frecuencia y la aplicación determina considerablemente el solapamiento temporal.

Repercusiones

Comportamiento de tiempo a modo de ejemplo con y sin influencia inalámbrica  

Comportamiento de tiempo a modo de ejemplo con y sin influencia inalámbrica

La influencia inalámbrica mutua no provoca en la práctica necesariamente un fallo de la comunicación. En primera línea, esta provoca un tiempo de transmisión prolongado (tiempo de latencia) y un jitter en aumento. El retardo y el margen de fluctuación (jitter) dependen fundamentalmente de la inmunidad a interferencias de la tecnología inalámbrica o del sistema inalámbrico.

Para lograr de todos modos una elevada fiabilidad, todas las tecnologías inalámbricas utilizan un comportamiento de modulación lo más robusto posible así como mecanismos internos para la corrección de fallos y la repetición de telegramas. Sin embargo, para aplicaciones críticas en cuanto al tiempo es imprescindible una coordinación y planificación inalámbrica centralizadas para evitar de antemano interferencias e influencias mutuas.

Gestión de la coexistencia

Una planificación y dimensionado técnicamente correctos de las aplicaciones inalámbricas así como una planificación manual de la frecuencia y de canales inalámbricos permite el servicio paralelo fiable de muchas aplicaciones inalámbricas en un lugar.

Trusted Wireless 2.0 y las soluciones Bluetooth industriales de Phoenix Contact soportan adicionalmente la planificación de frecuencia manual mediante funciones especiales. Los procesos individuales de la gestión de la coexistencia se explican más detalladamente en la directiva VDI 2185 y en la norma IEC EN 62657-2. Estos pasos, sobre todo la minimización de la influencia inalámbrica, deberían acompañarse y ser ejecutados siempre en caso de duda por un experto.

La coexistencia es posible mediante desacoplamiento en como mínimo uno de los rangos lugar, frecuencia y tiempo:

Desacoplamiento local

  • Adaptación de la potencia de emisión
  • Selección de las antenas
  • Colocación u orientación de las antenas

Desacoplamiento en el rango de frecuencia

  • Selección de canales
  • Blacklisting de rangos de frecuencia o canales

Minimización de la asignación de frecuencia temporal

  • Grado de utilización medio lo más bajo posible de todos los sistemas individuales

Otras fuentes de interferencias electromagnéticas industriales

Un uso fiable de la comunicación inalámbrica en la industria significa la exclusión segura de interferencias electromagnéticas. Hay muchas fuentes de interferencias electromagnéticas, p. ej. procesos de soldadura, procedimientos de conmutación o convertidores de frecuencia. No obstante, sus campos electromagnéticos enviados únicamente alcanzan frecuencias bajas en el rango de kilohertzios o megahertzios.

Sin embargo, la transmisión de datos se realiza normalmente a 868/900 MHz o por encima de 2,4 GHz y con ello se sitúa muy por encima de las frecuencias de interferencias industriales usuales. Con ello, se excluyen daños debidos a fuentes de interferencias electromagnéticas usuales en la industria.

Espectros de interferencias de otras aplicaciones típicas en el entorno industrial

Espectros de interferencias de otras aplicaciones típicas en el entorno industrial

PHOENIX CONTACT S. A.

Ruta Panamericana,
ramal Campana Km 37,500
Centro Industrial Garín -
Calle Haendel Lote 33 - (1619)
Garín, Buenos Aires –
República Argentina
+54 3327 41 7000

El presente sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información vea nuestro aviso legal.

Cerrar